Alberto Diego de iTeC: "La seguridad contra incendios debe concebirse como una estrategia global."

12 Jun 2018
ISOPAN seguridad contra el fuego en incendios

Hablamos con Alberto Diego, ingeniero industrial y con un Postgrado en Seguridad contra incendios, sobre el comportamiento de distintos materiales ante el fuego.

Alberto Diego trabaja desde 2006 en el Departamento de Calidad de Productos del Institut de Tecnologia de la Construcció de Catalunya (iTeC). Actualmente es el responsable de la evaluación técnica de productos y sistemas en el área de la protección contra incendios (PCI) y forma parte del comité de AENOR AEN/CTN 23 Seguridad contra incendios.

 

Para evitar la propagación del fuego ante un incendio, ¿qué tiene más importancia: los materiales con los que está construido el edificio o el diseño del mismo y de su fachada?

No son conceptos excluyentes sino necesariamente complementarios. La seguridad contra incendios debe concebirse como una estrategia global que integre todas las partes. Un mismo material, instalado en condiciones o escenarios diferentes, puede resultar diferente en comportamientos y riesgos. Por otro lado, está claro que materiales combustibles presentarán una mayor tendencia a propagar el fuego. Lo que no significa que ésta no pueda evitarse adoptando las medidas necesarias. O, al revés, un incendio se podrá propagar sin la presencia de materiales combustibles, por ejemplo, a través de cámaras ventiladas en fachada. Los materiales y el diseño también deben depender de las características y uso del edificio: no es lo mismo un edificio de viviendas de cuatro plantas que un hospital de quince. En definitiva, se deben tener en cuenta tanto los materiales como el diseño sin olvidar las medidas de protección oportunas, siempre de manera conjunta.

 

En un incendio hay más probabilidad de que haya víctimas mortales por respirar gases generados que por quemaduras, ¿qué materiales producen menos gases tóxicos? 

Es cierto que la inhalación de humo es la causa de alrededor del 60 % de las víctimas mortales en un incendio. Sin embargo, sobre la toxicidad de los gases emitidos en caso de incendio, en edificación hay que considerar un par de aspectos: por un lado, que todo humo mata ya sea más o menos tóxico y, por otro lado, que la estrategia de seguridad de las personas en caso de incendio se fundamenta en la evacuación (en la Marina, transporte ferroviario o aviación es distinto). Por lo tanto, los esfuerzos se ponen en sistemas de control y extracción de humos y en el aseguramiento de vías de evacuación despejadas.

 

¿Qué materiales facilitan mejor la evacuación de las personas alojadas en los edificios? 

Así, en general, materiales incombustibles (que no aporten energía al incendio, no generen humos y no desprendan material incandescente). Pero lo fundamental para una evacuación es, además de la pronta detección-alarma y una adecuada información y formación de los usuarios del edificio, asegurar los recorridos de evacuación: rutas sin obstáculos ni impedimentos que en ningún caso pueden ser vulnerables al incendio. Por lo tanto, los elementos constructivos que delimiten estos espacios para la evacuación deberán tener la resistencia al fuego estipulada en el Código Técnico de la Edificación y, además, ser estancos al humo.

 

Específicamente, ¿cuál es el comportamiento de los paneles de poliuretano en una fachada ante el fuego?

Como es bien sabido, el poliuretano es un material altamente combustible, salvo formulaciones especiales muy ricas en retardantes al fuego*. Si un incendio plenamente desarrollado irrumpe en fachada y alcanza los paneles, es muy probable que el fuego se propague velozmente a través del núcleo. Esto se debe tener en cuenta en el diseño de la fachada y, en caso de utilizar paneles de poliuretano, adoptar las medidas necesarias para que un hipotético incendio no llegue a incidir en los paneles (por ejemplo, material incombustible en el perímetro de las ventanas, alerones que actúen como deflectores de las llamas, etc.). Además, se debería colocar en toda la fachada franjas (verticales y horizontales) de material incombustible para romper la continuidad de la capa de poliuretano, dificultando la propagación del fuego.

* Nota editorial de ISOPAN: Los paneles de ISOPAN están certificados al fuego, según la norma (EN-14509 vigente des de agosto 2015), para conseguir las euroclases hasta Bs1d0 en paneles PIR y A2s1d0 en paneles de Lana de Roca.

 

¿Qué consejos daría a los arquitectos e ingenieros que tienen que construir con paneles de poliuretano para que el edificio reaccione de la mejor manera posible si se produce un incendio?

Primero, ser conscientes y entender el riesgo. Luego, que imaginen todas las posibilidades en que un hipotético incendio puede incidir en los paneles y las consecuencias de que esto ocurra. Una vez identificados los riesgos particulares, adoptar las medidas constructivas necesarias para evitar que el fuego alcance los paneles y las medidas de protección pasiva para dificultar la propagación a través de los mismos (en ocasiones, puede significar el empleo de otros materiales en algunos tramos). Igualmente, se podría considerar la incorporación de medidas de protección activa para paliar esa posible propagación del fuego. Por último, asegurar que la instalación, tanto de los paneles como de las medidas de protección, se ejecute de manera correcta.

 

Normalmente se habla de protección de fuego en edificios de oficinas, destinados a hoteles y residenciales pero ¿qué deberían tener en cuenta los proyectistas en los edificios de tipo industrial y granjas?

Para empezar, el Reglamento de Seguridad Contra Incendios en Establecimientos Industriales. Los principios de comportamiento de los materiales y las medidas de protección comentados anteriormente son igualmente válidos. Lo que cambian son las características del edificio. Puede que la altura y la evacuación no sean tan críticas en muchos casos, pero tendremos otra clase de riesgos y condicionantes (como cargas de fuego elevadas en determinadas industrias). En cualquier caso, es importante tener  conocimiento de la problemática (si un incendio desarrollado alcanza los paneles de poliuretano el fuego probablemente se propagará por el medio combustible), identificar los riesgos y sus consecuencias, y valorar las medidas a adoptar.

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER PARA ESTAR AL DÍA SOBRE NUEVOS PRODUCTOS, SERVICIOS Y ACTIVIDADES DE ISOPAN

ES © 2016 Manni Group S.p.A | N.I.F. 00286420609

Privacy Policy